Locus de Gianfranco Foschino en MAVI

El agua, en todas sus dimensiones, y los parajes más australes de Chile protagonizan LOCUS, exhibición de seis obras videográficas realizadas por el artista nacional Gianfranco Foschino, y que estará abierta al público en el MAVI hasta el 16 de octubre.

Foschino (1983) es un artista visual que ha logrado gran reconocimiento a nivel internacional, participando en la Bienal de Venecia en dos ocasiones (2011 y 2014) y en la 10ª Bienal de Artes Mediales de Santiago, además de exponer en otros países como Brasil, México, Alemania, Austria, España y China. Sin embargo, puede que al público masivo nacional su nombre le sea más reconocible por haber integrado la boy band Stereo 3 hace unos 15 años. Pero aquello no hace mella de su gran talento artístico y de la gran carrera que ha desarrollado en torno al video arte.

Curada por Justo Pastor Mellado, LOCUS es una exhibición que deja sin aliento.

Todo comienza con la imponente videoscultura Ojos de Agua (2016), en la que un fino panel sostenido entre dos piezas de vidrio templado y montado sobre una gran base de hormigón armado proyecta imágenes grabadas en alta definición que muestran en tiempo real las aguas de deshielo del río Futaleufú, uno de los cursos de agua más torrentosos del planeta. Se trata de una pieza de gran tamaño, que alcanza los 5 metros de ancho, en la que las formas y colores del eterno caudal del Futaleufú resultan hipnotizantes.

Sierra Nevada (2015).
Sierra Nevada (2015).

Le siguen otras video instalaciones y video esculturas como Sierra Nevada (2015) y La Esfinge (2016). Sierra Nevada, empotrada como un cuadro sobre una pared blanca, da la impresión de ser una ventana o un portal al imponente paisaje de la Patagonia chilena, en donde un salto de agua y demás cursos descienden desde la cordillera mientras las nubes -otra forma del agua- se mueven suavemente en un video de 21 minutos. Lo vívido del paisaje y sus colores cautivan; sin embargo, lo plástico del montaje nos recuerda que no estamos allí, y hace dudar, entonces, de la veracidad de lo que observamos, más allá de ser todo real y estar también en tiempo real.

La Esfinge es una video escultura en la que un gran iceberg flota en el mar antártico de las Shetland del Sur, aledañas a la Antártica. El movimiento, no obstante, es paradójicamente inmóvil: el iceberg se encuentra a la deriva en la vastedad del océano, pero no podemos verle mover, sólo las ondas del agua que le rodea. El témpano se mueve en la más grande de las soledades y silencios.

La Esfinge (2016).
La Esfinge (2016).

En LOCUS, Foschino presenta paisajes sublimes e inefables circunscritos a pantallas LED, en donde kilómetros de cordillera, brumas y hielos milenarios son contenidos dentro de algunos centímetros. Lo contrario realiza en Ojos de Agua, pieza central de la muestra, en donde un certero acercamiento sobre las aguas del Futaleufú se expande colosalmente en la sala. Todo con la contenida energía del Chile austral. Todo, siempre, con la sutileza del agua en todos sus estados.

LOCUS, de Gianfranco Foschino
Del 11 de agosto al 16 de octubre de 2016.

Museo de Artes Visuales
José Victorino Lastarria 307, Plaza Mulato Gil de Castro.
Santiago.
De martes a domingo, de 11 a 19 hrs (ingreso hasta las 18.30hrs).
Entrada general $1.000, estudiantes $500; menores de 10 años y adultos mayores de 60 años, gratis; entrada liberada los días domingo a todo público.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s